15 curiosidades de la Boda Real de Harry y Meghan

Que la boda de Harry y Meghan ha sido el acontecimiento del año es quedarse corto. Ha sido LA boda. Cada detalle ha estado plagado de simbolismo y romanticismo y no nos hemos querido perder nada. ¿Quieres saber qué ha sido lo más importante de esta Royal Wedding? ¡Atenta!

1. El ramo

Este es el primero de una serie de detalles llenos de amor que el príncipe tuvo con su ya esposa: horas antes del enlace él mismo cortó algunas flores que la florista incluyó, de sorpresa, en el ramo de Meghan. Además, se trataba de un ramo mucho más especial de lo que aparentaba a simple vista, ya que llevaba bastantes ‘nomeolvides’ blancas, las flores favoritas de Diana de Gales. Así, la pareja consiguió que la madre del novio estuviera presente durante toda la ceremonia.

Boda de Harry y Meghan

El ramo de Meghan via Vanity Fair

El ramo tambiél llevaba arvejillas aromáticas, jazmín, astilbe, astrantia y lirios del valle. Esta última también muy especial porque estuvo en el ramo de Kate Middleton, de Lady Di y de Grace Kelly en el día de sus respectivas bodas. 

También llevaba flor de Mirto, que es imprescindible en los ramos de las novias en las bodas de la realeza inglesa desde que, en 1845, la reina Victoria las llevara en el suyo.

2. Coro de Gospel

Durante la ceremonia religiosa en la boda de Harry y Meghan actuó el coro de gospel ‘The Kingdom Choir’ dirigido por Karen Gibson.  Interpretaron el precioso tema Stand by me de Ben. E. King que hizo emocionarse a toda la capilla de St. George y a los novios especialmente.

3. Sermón del reverendo en LA BODA DE HARRY Y MEGHAN

Este fue otro de los detalles más bonitos durante la ceremonia religiosa. El reverendo Michael Bruce Curry inició su sermón citando a Martin Luther King: “debemos descubrir el amor, el poder redentor del amor. Cuando lo hagamos haremos de este viejo mundo un mundo nuevo”.

Durante todo el discurso en el que el reverendo, 27º Obispo Presidente y obispo primado de la Iglesia Episcopal de Estados Unidos, habló del amor y de la importancia de cuidarlo: “hay poder en el amor. No lo subestimen. Si no me creen, piensen en la primera vez que se enamoraron”. Meghan y Harry no se soltaron de la mano, emocionados.

4. Anécdotas de los pajes

La espontaneidad infantil de los niños es siempre fruto de anécdotas graciosas que se recuerdan con mucho cariño. Así como en la boda de William y Kate fue Grace Van Cutsem quien triunfó con su famoso gesto de aburrimiento y enfado al lado de las novios, esta vez el protagonista fue un niño de siete años. Niña de arras en la boda real de Willian y Kate

hijo de Jessica y Benedict Mulroney que puso una cara de mucha emoción y alegría cuando empezaron a sonar las fanfarrias que daban la bienvenida a la boda.

5.Naturalidad DE HARRY

Si algo ha trascendido en las redes tras la boda de Harry y Meghan fue este momento en el que un emocionado novio le decía a su chica: “You look amazing” “I am so lucky” (“estás increíble, soy muy afortunado”). Como muchos han dicho: quédate con quien te mire como el Príncipe Harry miró a Meghan. 

6. GUIÑO EN EL DESCAPOTABLE

Los recién casados salieron de la capilla convertidos en Duques de Sussex y llegaron a la cena de gala  en un Jaguar E-Type Concept Zero descapotable de color azul plateado de 1968 que fue adaptado como vehículo eléctrico. Una imagen al más puro estilo cinematográfico de James BondEl Gran Gatsby . Además, la matrícula del coche escondía un detalle súper romántico: “190518”. ¡La fecha en la que se dieron en sí quiero!

El coche de la boda de Harry y Meghan

El impresionante Jaguar en el que fueron los novios

 

6. EL “SOMETHING BLUE” MUY ESPECIAL QUE LLEVÓ MEGHAN

Con su primer vestido, parecía que Meghan no iba a seguir la tradición de la realeza inglesa de llevar una joya azul el día de la boda. Sin embargo, cuando se cambió a su segundo vestido para subirse al impresionante descapotable azul, llevaba un anillo con una impresionante aguamarina. Un anillo que perteneció a Diana de Gales y que se compró ella misma tras su divorcio del Príncipe Carlos y con el que reemplazó su anillo de compromiso.

Este anillo esconde una doble simbología: la independencia y el renacer que representan el ser adquirido por Diana cuando terminó el proceso de divorcio y el hecho de que la princesa lo llevó durante su último año de vida (el divorcio fue oficial en agosto de 1996 y falleció el verano de 1997).

El anillo que llevó Meghan en su boda

Meghan llevó un anillo con aguamarina que se había comprado la princesa Diana

7. TIARA

Es toda una tradición que las novias en las bodas reales inglesas lleven una tiara que hayan llevado otros miembros de la realeza antes que ellas. La que escogió Meghan para su boda era la tiara de María de Teck, abuela de la reina Isabel y esposa del rey Jorge V de Gran Bretaña e Irlanda.

Esta pieza fue fabricada en 1932 a petición de la reina María para lucir un diamante que le había regalado la condesa de Lincoln por su boda con el duque de York. Está hecha con platino y diamantes.

La tiara de la boda de Harry y Meghan

Meghan con la tiara de María de Teck

8. Los vestidos de Meghan

Meghan llevó dos vestidos: uno para la ceremonia en la capilla de St. George y otro para la fiesta que ofreció después de la recepción oficial el Príncipe Carlos.

El primero fue sobrio y elegante con cuello de barco firmado por Givenchy. Lo más especial fue el velo de cinco metros que sostenía la tiara: diseñado por Clare Waight Keller con motivos florales en homenaje a los países de la Commonwealth, el jardín de Kensington y California, el hogar natal de Meghan.

El velo de Meghan en su boda

Velo boda de Harry y Meghan

Detalles del velo que llevó Meghan

El segundo fue mucho más en su estilo y con un ligero guiño a Hollywood. Fue un modelo de Stella McCartney con cuello alto en color blanco y en crepé de seda.

9. LAS JOYAS DE MEGHAN

Para completar su look royal wedding Meghan escogió pocas piezas pero que encajaban con su estilismo a la perfección. Lució dos joyas de Cartier: unos pendientes sencillos de botón hechos con diamantes y una pulsera a juego en su mano derecha.

Pendientes de la boda de Harry y Meghan

Los pendientes que lució Meghan en su gran día

Respecto a los anillos, Meghan llevaba en su mano izquierda el valioso anillo que le regaló Harry el día de su pedida de matrimonio. Al salir de la ceremonia, ya llevaba su alianza puesta en la mano derecha: una banda de oro elaborada a partir de un anillo que la reina de Inglaterra le había regalado. Los novios llevaron esta joya de  Welsh gold  a los joyeros Cleave & Company (los mismos que crearon el anillo de compromiso) para que fabricase el que ha sido su anillo definitivo de matrimonio. 

Las joyas que llevó Meghan en la boda de Harry y Meghan

Detalle de las joyas de Meghan con su primer vestido

10. La tarta de la boda de Harry y Meghan

 Meghan y Harry se  decantaron  por una tarta de flor de saúco y limón cubierta con crema de mantequilla y decorada con flores frescas. La maestra repostera Claire Ptak, de una pastelería británica, fue la encargada de elaborarla.

Tarta de la boda de Harry y Meghan

Tarta de la boda de Harry y Meghan

11. EL MENÚ DE LA BODA

Un total de 30 chefs, más sus asistentes, estuvieron trabajando bajo el mando del jefe de cocina de la reina Isabel II, Mark Flanagan, para preparar los platos para los cerca de 600 invitados a la boda del príncipe Harry Meghan Markle el próximo 19 de mayo en el castillo de Windsor.

Muchos de los ingredientes que se usaron son productos frescos de las fincas de la casa real británica.

12. El perfume

Para su gran día, los novios se hicieron el mismo perfume unisex creado por Floris London. ¡Otro detalle súper romántico!

13. LOS ACOMPAÑANTES DE LOS NOVIOS

El príncipe Harry llegó acompañado de su hermano William, como hizo este el día que se casó con Kate Middleton. Pero la sorpresa la dio la actual duquesa de Sessex.

Harry y su hermano en la boda de Harry y Meghan

Harry acompañado de su hermano el príncipe William

Mucho se ha hablado de la familia de Meghan y la asistencia o no de su padre a la ceremonia. Finalmente, Meghan fue en el coche acompañada de su madre y el último tramo hasta el altar acompañada por el príncipe Carlos. El camino por el pasillo de la Iglesia decidió hacerlo sola, regalándonos una imagen nunca vista antes en una boda de la realeza. Un claro gesto feminista, ¡bravo Meghan!

14. Los invitados

Para los invitados a la boda de Harry y Meghan había un estricto protocolo: uniforme, abrigo de mañana o americana para los hombres; vestido de día con sombrero para las mujeres. Acudieron decenas de celebridades que no pasaron desapercibidas ni dejaron indiferente a nadie: David y Victoria Beckham, Amal y George Clooney, Elton John, James Blunt, la presentadora estadounidense Oprah Winfrey o la tenista Serena Williams fueron algunos de los más destacados en una boda en la que hubo más famosos que monarcas.

Famosos en la boda de Harry y Meghan

Victoria y David Beckham

15. ASIENTO VACÍO EN LA IGLESIA PARA DIANA

Sin duda, aunque fue un día de alegría y celebración, el recuerdo de la madre del novio, la princesa Diana, estuvo muy presente. Se hicieron muchos gestos para honrarla, pero el que más llamó la atención fue que se dejó libre el asiento que le habría correspondido en la Iglesia.

Asiento libre en la Iglesia en la boda de Harry y Meghan

¿Conocías todos estos detalles sobre la boda real del año? ¿Cuál será tu estilo de boda?

 

 

También te gustará...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *